Saturday, 6 December 2008

Un extraviado monosílabo (con Nota preliminar del Abicú)

Por Yoani Sánchez, La Habana

Tomado de Generación Y, 04-12-2008

[Nota premilinar: Pese a haber nacido en el 75, año cero tras la tabla rasa con el pasado capitalista iniciada en el 59 y culminada por la llamada Ofensiva Revolucionaria del 68, sin duda Yoani posee un ojo infalible para detectar detalles cotiadianos cuyo significado como indicadores de la absurdidad del Período Especial suelen escapar a la atención del observador corriente.

En efecto, el dato de que Cuba, un archipiélago con casi seis mil km de litoral, haya llegado al extremo de tener que importar sal de cocina, viene a ponerle el colofón a la casi total ausencia de pescados y mariscos en la mesa del cubano de a pie a lo largo de medio siglo. Oficialmente, este extraño fenómeno carencial, que no afecta a la Alta Nomenclatura castrista ni a los hijos de vecina en el resto de las islas y países ribereños del Caribe, estaría relacionado con la supuesta despoblación de la plataforma marina ocasionada por la sobrepesca.

Otro bulo como un rascacielos de Manhattan, desde luego. Pero el documental del 2002 aquí insertado sacaba a relucir dos aristas del asunto a menudo soslayadas. A saber, la aberrante indiferencia del entramado institucional castrista por el medio ambiente y la desfachatez de la gerontocracia gobernante de cara al riesgo de ciguatera masiva entre sus hambreados súbditos capitalinos.

Si a tanto se atrevía el diente popular incluso durante la fase de relativa recuperación a comienzos del milenio. ¿qué no serán capaces de comer luego de que tres ciclones al hilo anegaran los ya semidesiertos almacenes y arrasaran los hirsutos campos de labranza? (Por no haber, ni crustáceos hay ya en Cárdenas, ciudad natal del Abicú, otrora llamada "de los Cangrejos".) Las imágenes, inusualmente nítidas para You Tube, valen la pena.

Del resto de la canasta alimenticia autóctona se ocupa el poeta Raúl Rivero, en una sátira citada por la siempre tan certera como ocurrente titular de Generación Y... que me recuerda a "Poppy". La chispeante abelardita (sabichucha colegial) del hilarante dibujo animado de los 80 atribuía la extinción de las frutas cubanas a la misma pesantez que había dado al traste con los dinosaurios... El Abicú.]

Un extraviado monosílabo

Un poema –en los años noventa– ironizaba sobre la desaparición de varios productos agrícolas de las mesas cubanas*. Su autor nunca firmó los simpáticos versos, pero el estilo mordaz señalaba directamente a un conocido escritor. Eran los años en que el CAME se había ido a bolina junto con el campo socialista y nuestros ombligos se aproximaban –dolorosamente– al espinazo. Las viandas parecían haber partido hacia el exilio, dejándonos un punzante recuerdo de su blandura.

Pescadores de La Habana 1


El boniato, el plátano y la yuca regresaron más tarde, cuando la explosión social de 1994 obligó al gobierno a abrir los satanizados mercados libres. Encontramos sobre sus tarimas las variedades de tubérculos que habían acompañado asiduamente los platos de nuestros abuelos, pero a un precio que no se correspondía con los simbólicos salarios que recibíamos. Aún así, allí estaban. Con exprimir un tanto los bolsillos podía hacerse un suave puré de malanga, para iniciar a un bebé en las lides de la comida.

Mientras esos productos nacionales regresaban, llegaron algunos foráneos a suplantar a los criollos. En los hoteles comenzaron a comprarse naranjas y mangos de República Dominicana, flores de Cancún y piñas de otras Islas del Caribe. En las cocinas se hizo común un extracto importado de limón para suplir el perdido cítrico tan usado en salsas y adobos.

La azúcar se trajo de Brasil y un paquete de zanahorias congeladas era más fácil de hallar que las larguiruchas que crecían bajo nuestra tierra. Sólo la guayaba no encontró competencia en las desacertadas importaciones y se irguió –dignamente– en sustitución de todas las otras frutas perdidas.

Pescadores de La Habana 2

El colmo me ha llegado hace un par de semanas, cuando al recibir la cuota de sal que dan por el racionamiento, he comprobado que viene de Chile. No logro conciliar nuestros 5 746 kilómetros de costas con este paquete blanco y azul transportado desde el Sur. Si nuestro mar sigue igual de salado, qué fue lo que ocurrió para que sus minúsculos cristales ya no lleguen a mi salero.

No ha sido la naturaleza –no le echemos otra vez la culpa a ella– sino este sistema económico disfuncional, esta apatía productiva y la tremenda subestimación a todo lo nacional que nos embarga. Tampoco ha sido el bloqueo.

Ahora, habría que rehacer el sarcástico poema de los productos extinguidos y agregarle un breve y extraviado monosílabo: sal. [Foto: Raúl Rivero, El Mundo, 16-04-2007]

*

La yuca, que venía de Lituana

el mango, dulce fruto de Cracovia

el ñame, que es oriundo de Varsovia

y el café que se siembra en Alemania.

La malanga amarilla de Rumania

el boniato moldavo y su dulzura

de Liberia el mamey con su textura

y el verde plátano que cultiva Ucrania.

Todo eso falta y no por culpa nuestra

para cumplir el plan alimentario

se libra una batalla ruda, intensa.

Y ya tenemos la primera muestra

de que se hace el esfuerzo necesario:

hay comida en la tele y en la prensa.

7 comments:

Anonymous said...

a mí me habían dicho en la habana a principios de los 90 que el soneto era de Rodríguez rivera, ése que en privado dice una cosa y en público otra. Felicidades, hermano Abicú.

Anonymous said...

a mí lo mismo. No se el motivo de la felicitación pero igual: Felicidades y un beso (con licencia; Anita) hermano Abicú.

Tenia la Guerrillera

TIROFIJO said...

http://tirofijomalanga.blogspot.com/2008/12/cesar-dice-y.html

Anonymous said...

Que fuerte lo del Almendares...HPutas de la prensa en Cuba y su mal gobierno asesino.
gracias por ponerlo.

Anonymous said...

Dr. Darsi Ferrer dijo:

Diciembre 8, 2008 , 09:42
Como hemos comvocado a la marcha el proximo dia 10 de diciembre y este Blog lo leen, tantos cubanos dentro y fuera dela Isla, queremos incluir nuestro comunicado de llamado a la Marcha convencido de que muchos de ustedes que tanto opinan en este Blog se hagan no solo receptivos , sino solidarios,

La Habana , Cuba, 6 de diciembre de 2008

Comunicación

Invitación a la tradicional marcha del 10 de diciembre: Día Internacional de los Derechos Humanos. 60 Aniversario de la Declaración Universal de Derechos Humanos

Como es ya tradicional, desde el año 2005 un grupo de activistas de los derechos humanos nos reunimos públicamente, en el parque Villalón, sito en Calzada entre D y E, Vedado, para celebrar la vigencia del 10 de diciembre en Cuba, un día en el que universalmente se recuerda esta importante conquista mundial.

El gobierno cubano se resiste a reconocer el valor de la Declaración de Derechos Humanos para los ciudadanos que vivimos dentro de la isla. Exceptuando la mención de la fecha en algunos medios de comunicación, nunca realiza actos simbólicos o gestos que demuestren su compromiso con los principios que esta Declaración recoge, a pesar de que Cuba es miembro fundadora del recién creado Consejo de Derechos Humanos. Por el contrario, persiste en mantener en prisión a más de 200 activistas, continúa hostigando a quienes solo quieren disfrutar y ejercer derechos reconocidos para todos los ciudadanos del mundo, y conculcando derechos y libertades fundamentales del pueblo cubano.

Parte de ese hostigamiento ha sido la represión desatada contra todos los que hemos decidido expresarnos públicamente con un gesto simbólico, para recordar anualmente la fecha y dejar claro de que en Cuba hay una ausencia capital en el respeto a los derechos humanos. Precisamente el pasado 10 de diciembre, mientras el gobierno cubano anunciaba su intención de firmar los Pactos de Derechos Civiles y Políticos, y Económico, Sociales y Culturales de las Naciones Unidas, intención consumada en febrero de este año, éramos golpeados y vejados quienes asistíamos pacíficamente a celebrar este día. Una muestra de que los propósitos declarados no se correspondían con las verdaderas intenciones de respetar los derechos humanos en Cuba. Desde esa fecha, se cuentan por miles las violaciones sistemáticas de estos derechos.

Nuestra intención este 10 de diciembre, como en las anteriores ocasiones, es marchar pacíficamente en torno a nuestro espacio simbólico, en silencio, sin consignas ni carteles y con la total disposición de no responder a ninguna provocación de las autoridades, o de aquellos que desafortunadamente utilizan para agredirnos física y verbalmente, y luego consumar arrestos arbitrarios. Tal y como ocurrió en el 2005 y 2006, cuando la seguridad del estado dirigió turbas de centenares de personas agresivas que cometieron toda clase de delitos con total impunidad y sin respetar siquiera que lo hacen frente a la sede regional de la UNESCO para América Latina y el Caribe. Esperaríamos esta vez que este organismo tome nota de las acciones de las autoridades cubanas; al tiempo que esperamos que las autoridades de la isla aprovechen este 10 de diciembre para ratificar y divulgar los Pactos firmados, en vez de reprimir a quienes pacíficamente exigen su cumplimiento.

Llamamos la atención de la señora Susan Mc Dade, representante de la Organización de Naciones Unidas en Cuba, que elogió al gobierno cubano por la firma de los Pactos el pasado año, y no emitió su autorizada opinión cuando a la misma hora la policía política atropellaba con turbas enardecidas a indefensos y pacíficos activistas que marchaban en el parque Villalón, en simple ejercicio de sus derechos.

Nuestra determinación es clara en esta ocasión. Hay bastantes evidencias testimoniales (fotos, grabaciones y videos que se han mostrado en los medios internacionales) de los atropellos que hemos sufrido y de la violencia ejercida contra nosotros. Esta vez, si volvemos a ser víctimas de la violencia, hemos decidido establecer una demanda judicial internacional contra el ministro del interior de Cuba, Abelardo Colomé Ibarra, como máximo responsable por nuestra integridad física, psíquica y moral. Solicitamos a cualquier persona de buena voluntad en Cuba y en el mundo, o a cualquier organización jurídica relacionada con los derechos humanos, su cooperación, asesoramiento y representación, si nos vemos obligados a establecer esta demanda judicial.

Dr. Darsi Ferrer .
Ciudadano cubano

Order Antidepressants said...

I am very happy to read this article..thanks for giving us this useful information.

Anonymous said...

I really liked your article. cardiovascular Read a useful article about tramadol tramadol